Usted está en el menu: ECO turismo FAQ's

FAQ's

  •  Cambiar nuestras bombillas de luz convencionales por las bombillas de Bajo consumo. No solo produciremos menos desechos sino que ahorraremos bastante en la factura de la Luz.
  •  Cambiar las Facturas convencionales en papel por la factura electrónica. Si bien guardamos las facturas de papel, tenemos que desechar el sobre y toda esa publicidad que en la mayoría de los casos no nos interesa.
  •  En las oficinas usar menos el FAX y mas el E-mail. Ahorraremos energía e insumos (papel, tóner, electricidad).
  •  Llevar siempre nuestra propia bolsa de la compra, así usaremos menos bolsas de plástico.
  •  Rechazar los productos con exceso de envases y embalajes.
  •  Evitar los productos de usar y tirar.
  •  Comprar preferiblemente productos envasados en vidrio, antes que en metal o plástico.

Descargar la Guía de consumo editada por Greenpeace

La basura es clasificada en dos principales categorías: orgánica e inorgánica. Basura orgánica es cualquier desperdicio que se descompone o que proviene de algún animal o planta (sin contar el papel). Basura inorgánica es cualquier desperdicio que haya sido hecho por el hombre, como metal, vidrio, o plástico.

Orgánica Inorgánica
Residuos de plantas Metal
Residuos de Animales Papel
Vidrio
Plástico

La basura de la casa la puedes separar en:

1. Orgánica: cáscaras de frutas, sobras de comida, cabello y uñas, pasto y hojas, y esto es lo que usas para hacer la compost.

2. Metal: latas de aluminio y acero.
3. Papel y cartón: los cuadernos que ya no se usan ni se necesitan, los sobres (quitándoles la parte de plástico que traen algunos), las notas del súper, las cajas de cereal y parecidas, y el cartón corrugado.
4. Plástico: los envases de yogurt, las botellas de refrescos y sus tapas, bolsas del súper, bolsas donde vienen alubias, arroz y similares.
5. Vidrio: aquí van las botellas de vidrio y envases de vidrio.
6. Botes de leche y Tetrabrik: Tomate (brik), leche, purés, zumos y otras bebidas.
7. Todo lo demás: es todo lo que no saben dónde va o no se puede reciclar ni limpiar. Focos y toda la basura que trae varios materiales combinados y no se pueden separar fácilmente (como por ejemplo: ¿Dónde tirarían un teléfono o una plancha?). Y esta basura la pueden juntar con los desechos sanitarios, los pañuelos desechables, algodón usado y todo lo similar.

El siguiente tipo de reciclaje le ayudara a seleccionar su basura usando depósitos en lugares especiales. Es necesario contar con tres depósitos, de preferencia en colores azul, amarillo y verde pues esto le ayudará a recordar en que deposito va a ir cada tipo de basura el orden quedara de la siguiente manera:

La basura de la casa la puedes separar en:

Contenedor Azul: Los papeles de libretas, revistas, periódicos…, y los cartones de cajas, embalajes, etc…, deben depositarse plegados en el contenedor de color azul para papel y cartón.

Contenedor Verde: Las botellas de vidrio y los tarros de cristal, sin tapones ni tapas, y vacíos de líquido, se depositan dentro del contenedor verde para vidrio.

Contenedor Amarillo: Los embases metálicos (latas de conserva, botes de refresco…), de plástico (botella de agua, de suavizante, de refrescos…) y Tetrabrik (leche, zumos, batidos…) se depositarán juntos en el interior del contenedor amarillo o de envases.

Contenedor Gris: cáscaras de frutas, sobras de comida, cabello y uñas, pasto y hojas, y esto es lo que usas para hacer la compost.


Se recicla todo lo que se puede vender para hacer nuevos productos.

  •  Materia orgánica (restos de comidas)
  •  Papel y cartón
  •  Vidrio
  •  Metales (hojalata, aluminio, plomo, zinc, etc.)
  •  Plásticos (polietileno, piliestireno, polipropileno, pvc, etc.)

Reflexiona: ¿Sabías que al reciclar una tonelada de papel se salvan 17 árboles? ¿Sabías que reciclando una lata de aluminio se ahorra suficiente energía como para hacer funcionar un televisor 3.5 horas?

Reciclar se traduce en:

  •  Ahorro de energía
  •  Ahorro de agua potable
  •  Ahorro de materias primas
  •  Menor impacto en los ecosistemas y sus recursos naturales
  •  Ahorro de tiempo, dinero y esfuerzo

Separa…
Una persona produce, por término medio, un kilo de basura al día. Separar los residuos y dar a cada uno el tratamiento adecuado es la clave de la recuperación.

La separación más habitual es:

Color típico del contenedor Tipos de residuos que incluye
Envases Amarillo Normalmente incluyen los plásticos, metales y tetra-brik.
Materia orgánica Verde o naranja Restos de comida, pañales, cenizas, etc.
Papel-cartón Azul Periódicos, revistas, embalajes, etc.
Vidrio Verde claro Botellas, frascos, botes, etc.
Resto Puede adoptar diferentes colores Incluye los residuos que no están en ninguno de los apartados anteriores: trapos, envases de otros materiales, etc.

Las tres "R" de la ecología son Reducir, Reutilizar y Reciclar.

Reduce…
Todo aquello que compras y consumes tiene una relación directa con lo que tiras. Por ello, consume racionalmente y evita el derroche.
Sigue estas recomendaciones para dar un respiro a nuestro planeta:

  •  Elige los productos con menos envoltorios
  •  Reduce el uso de productos tóxicos y contaminantes
  •  Lleva a la compra una bolsa de tela o el carrito
  •  Disminuye el uso de papel de aluminio
  •  Limita el consumo de productos de usar y tirar
  •  Reduce el consumo de energía y agua


Cuando vayas a la compra intenta reflexionar:
¿es realmente necesario?, ¿es o no desechable?, ¿se puede reutilizar, rellenar, retornar o reciclar?...

Reutiliza…
Reutilizar consiste en darle la máxima utilidad a las cosas sin necesidad de destruirlas o deshacernos de ellas. De esta forma ahorramos la energía que se hubiera destinado para hacer dicho producto.

Cuantos más objetos reutilices, menos basura producirás y menos recursos agotables "gastarás".

  •  Sigue estos sencillos consejos:
  •  Compra líquidos en botellas de vidrio retornables
  •  Utiliza el papel por las dos caras
  •  Regala la ropa que se te ha quedado pequeña


Reflexiona:
¿por qué destruir algo que nos ha costado tanto trabajo hacer?, ¿por qué tirar algo que todavía sirve?…

Recicla…
Reciclar consiste en usar los materiales una y otra vez para hacer nuevos productos reduciendo en forma significativa la utilización de nuevas materias primas.

A mediados de los años 90 se ideo el concepto de Huella Ecológica. Se trata de traducir todas las magnitudes en cantidad de terreno necesario. Es decir, se calculan las hectáreas necesarias para producir alimentos, para recoger residuos, para urbanizar ciudades, etc. Ya no hablamos de toneladas de CO2 emitidas a la atmósfera, sino de la superficie de bosque necesaria para absorber este gas.

Quieres saber cual es tu huella ecológica, pincha aquí:

Calculadora Ecológica

El reciclaje es un proceso que consiste en someter a un proceso fisicoquímico o mecánico a una materia o un producto ya utilizado a un ciclo de tratamiento total o parcial para obtener una materia prima o un nuevo producto. También se podría definir como la obtención de materias primas a partir de desechos, introduciéndolos de nuevo en el ciclo de vida y se produce ante la perspectiva del agotamiento de recursos naturales, macro económico y para eliminar de forma eficaz los desechos.